MÚSICA IMPOPULAR

CAMAL

2020

Lanzamiento digital

Escribe: Francisco Melgar Wong

Todo género posee un conjunto de reglas que articulan el horizonte creativo del músico con el de las expectativas del oyente. Incluso la música experimental y el avant-garde, en tanto poseen una historia, pueden entenderse si uno está al tanto de su desarrollo a lo largo del tiempo. Con la improvisación libre no ocurre lo mismo: su proceso creativo involucra a músicos que no saben qué es lo que va a hacer el otro, pero aun así están obligados a responder a la música que se va generando en el momento. Dado que este tipo de improvisación pone en juego actitudes, técnicas, procedimientos y habilidades que cada instrumentista trae a la mesa, el resultado puede ser críptico y desorientador. Aunque, si los músicos logran estar a la altura del reto, el oyente asiste al nacimiento de una obra fascinante y enigmática, que no cae bajo ninguna etiqueta, que desafía nuestras preconcepciones y que pone en juego la habilidad de los involucrados para comunicarse en un contexto completamente nuevo e inexplorado.

El underground liemeño no es ajeno a esta práctica musical. De hecho, durante algunos años, tuvimos dos festivales de improvisación funcionando en la escena local: De-Generado y Minutos para el fin. Si la década pasada nos trajo una pequeña obra maestra con el disco homónimo de Teté Leguía y Martín Escalante (2006), ahora, apenas iniciado el nuevo decenio, llega Música Impopular, el primer lanzamiento de Camal, un proyecto de improvisación libre liderado por el guitarrista Diego Salvador y el bajista Mauricio Moquillaza.

El disco lo integran diez pistas donde Salvador y Moquillaza se unen a distintos músicos para formar tríos de improvisación. Tres pistas del álbum, “Francesca”, “Francesca parte II” y “Francesca parte III”, fueron grabadas por el guitarrista y el bajista al lado de la vocalista Francesca Solari. De las tres destaca “Francesca II”, un tema en el que una melodía vocal marcada por el lied alemán es situada en una tenebrosa textura noise creada por Salvador y Moquillaza. Destaca también “Patricio”, que incluye al baterista Patricio Exebio, quien lleva a Salvador y Moquillaza a territorios que algunos podrán asociar los freak-outs psicodélicos de mediados de los años sesenta. Otra pista memorable es “Carlos”, donde el saxofonista Carlos Espinoza se lanza a un solo de saxofón free sobre un entramado de texturas creadas por Salvador y Moquillaza en sus respectivos instrumentos. En resumen, Música Impopular es una excelente muestra de los retos que la improvisación libre le plantea al oyente, obligándolo a desestabilizar los límites que el mercado musical establece entre distintos géneros musicales y a cuestionar, quizá mejor que cualquier otra práctica musical, los supuestos límites entre alta y baja cultura y las fronteras aparentes que separan a la música del ruido.

https://musicaimpopular.bandcamp.com/releases